Originales

La última escena: ‘Citizen Kane’, de Orson Welles